Pavlovcracía

Se dice con frescura que soñar es ridículo, y desear es estúpido, que es imposible, e impropio hacer algo distinto a lo que se debe hacer.

La ley de la supervivencia nos dicta que NO es conveniente sobresalir en nuestro entorno, que hay que jugar al canibalismo y a la complacencia del más fuerte, porque así conviene.

Pues parcer@ ilustre déjame recordarte que el presente puede ser cambiado, aunque así no lo parezca, y el futuro puede ser imaginado aunque sea irracional hacerlo… si no pensamos nuestro mundo, ¿quien putas construirá nuestra realidad?

Es de nuestros sueños que se construye nuestro entorno, si no lo hacemos serán nuestras pesadillas, y la sin razón quienes nos domestiquen, siempre viviremos un paso atrás de nuestro estomago y nuestras necesidades.

Deja un comentario